Biosalud y la medicina regenerativa

Publicado por

La medicina regenerativa es una de las especialidades donde se aplica la ingeniería, en conjunto con las ciencias de la salud para lograr una fabricación altamente efectiva de sustitutos biológicos. Ellos funcionan para mejorar o reemplazar órganos y/o tejidos que se encuentren dañados, y las mismas no pueden llevar a cabo sus funciones.

¿Como interfiere la medicina regenerativa?

Según fuentes de Biosalud en Europa Press, inquiere de muchas terapias donde se busca la regeneración de los tejidos y órganos, con ellas la terapia con células madre. Sus estudios indican que surge como una nueva disciplina para la reposición, protección o regeneración de las celulas, órganos y/o tejidos dañados. Es un campo amplio donde el cuerpo incluye sus sistemas propios de curación.

Enfermedades a tratar en la medicina regenerativa

Es especializada para tratar enfermedades y/o traumatismos, donde se haya manifestado algún daño especifico de un modo irreparable. Las enfermedades con mayor frecuencia en la medicina regenerativa son las cardiacas, como la enfermedad coronaria, insuficiencia cardiaca, arritmia, entre otros.

Al mismo tiempo se trata para la leucemia, linfomas, enfermedades degenerativas, distrofia muscular, fibrosis quística, entre otros. En la actualidad se han enfocado en insertar vejigas suplementarias, injertos de piel, arterias pequeñas, cartílago, y hasta una tráquea completa en ciertos pacientes, tomando en cuenta que son practicas muy costosas.

Subespecialidades dentro de la medicina regenerativa

Una de sus características principales es su ramificación, puesto que forma parte de la medicina como de la biología, química y física. Se encarga de la Trasplantología, que interfiere con la trasplantación del órgano para sustituir el que ha sido afectado. Se basa en investigaciones clínicas para un progreso en los tratamientos de la medicina regenerativa.

Estudia las propiedades, estructuras y funciones de las células para crear mejores sistemas y herramientas para los tratamientos. Trata de las enfermedades de sangre, estudia la respuesta del cuerpo frente a microorganismos, toxinas o antígenos. Interfiere con la terapia celular, donde introduce células nuevas, regularme células madre en el tejido afectado.

En resumen, dicha medicina es la que se encarga de forma efectiva (aun con estudios activos) en la regeneración de tejidos u órganos que se encuentran dañados. Es un método que se utiliza para cualquier enfermedad o trauma que no logre ser reparado con tratamientos tradicionales que no formen parte de la medicina regenerativa.

Cabe destacar que en dichos casos se debe asistir a un especialista en medicina regenerativa cuando presente tejidos y órganos muy dañados. Su aplicación en respectiva se manifiesta principalmente en Biosalud, donde interfieren con buena atención y varias salas con todo el equipo necesario para las terapias a realizar.